lunes, 14 de marzo de 2016

Coliflor y Huevos con Bechamel Gratinada

Invierno... época de Coles. La coles son inflorescencias de la planta que nos concentra gran cantidad de propiedades, entre ellas las anticancerígenas. Gracias a mi Tia Enriqueta y Juan Antonio, esposo y tío mío, por regalarme las maravillosas hortalizas de temporada, directamente de su huerto a mi mesa. Esta una receta deliciosamente aterciopelada, un plato completo en su mesa.

Ingredientes (para 6 personas)
1 coliflor pequeña, de un 1kg más o menos
6 huevos
Agua y Sal (para la cocción)
1 cebolla (150 g)
40 g de harina
40 g de aceite de oliva virgen extra
500 g de leche (o bebida vegetal)
1/2 cucharadita de sal
Pimientas molidas al gusto (2 pellizcos)
Nuez moscada al gusto (2 pellizcos)
200 g de queso rallado para gratinar

Comenzamos con la cocción de la coliflor y los huevos. Podéis hacerlo junto, para ello ponemos una olla mediana con 1/3 de agua y 1/2 cucharadita de sal al fuego hasta que comience a hervir. Mientras tanto cortamos las hojas verdes de la coliflor y las desechamos, la coliflor la cortamos en ramilletes o pomos y los lavamos, cuando el agua comience a hervir la introducimos y la dejamos hervir durante unos 20 minutos, desde que el agua recupere el hervor. Para que la coliflor no huela tanto al cocer es mejor dejar destapada la olla y encender la campana extractora. Se comprueba pinchando con un tenedor el tallo y si se introduce con facilidad la coliflor estará lista.

Cuando nos falten 10 minutos de cocción, es decir, después de meter a hervir la coliflor dejamos pasar 10 minutos y introducimos los huevos con ayuda de una cuchara para no romperlos. Los huevos debemos lavarlos justo antes de introducirlos a la olla. Pasados 10 minutos, más o menos, ya tendremos la coliflor y los huevos cocidos. Escurrimos y refrescamos un poco para poder pelar los huevos sin quemarnos.

Mientras la coliflor y los huevos se están cociendo podemos preparar la salsa bechamel, una de las cinco salsas básicas de la cocina, en este caso una bechamel con cebolla. Para hacer la bechamel lo primero que hay que hacer es poner la leche a calentar en un cazo, lo que evitará que nos salgan grumos en la salsa. En un cazo mediano ponemos el aceite a calentar y le añadimos la cebolla pelada y cortada en brunoise fina o picada, incluso puedes rallarla, la doramos a fuego suave para que no se queme, añadimos la 1/2 cucharadita de sal, esto nos ayudará a que la cebolla no se queme con rapidez. Cuando haya dorado la cebolla añadimos la harina y la doramos un poco, sin parar de mover, luego iremos añadiendo la leche caliente a chorro y sin parar de mover con una varillas para que no nos salgan grumos y la salsa bechamel quede cremosa. Ponemos al punto de especias (pimienta y nuez moscada) y movemos al fuego suave durante unos minutos (4 ó 5 minutos) hasta que espese. Retiramos.

Ponga los ramilletes de coliflor, junto con los huevos cocidos cortados en gajos o rodajas, en una fuente de horno honda. Cubrimos con la salsa bechamel y espolvoreamos con el queso rallado. Ponemos bajo el grill del horno durante aproximadamente 10 minutos, a 200ºC o hasta que esté dorado, y listo, a servir y degustar. Un placer para el paladar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario