martes, 14 de junio de 2016

Bizcocho Invertido con Ciruelas

Del apreciado bizcocho de albaricoque, La Coca de Coque, llega la versión ciruela, de mano del recetario de Thermomix pero que yo te voy a adaptar aquí en un plis plas. Lo de bizcocho invertido viene porque se va montado al revés, es decir, primero se montan las ciruelas y luego se ponen la mezcla, se hornea y después se le da la vuelta para que las ciruelas queden en la parte de arriba. Muy curiosa elaboración y sabor... aun así no deja de ser una receta fácil, fácilmente facilísima.

Ingredientes
6-8 ciruelas rojas
200 g de azúcar
200 g de harina
125 ml de leche
125 ml de aceite de oliva virgen extra
1 sobre de impulsor Royal
La ralladura de medio limón 
2 huevos medianos

Lo primero de todo, como siempre, precalentar el horno a 180ºC. Encamisamos el molde (de unos 20x15cm) con papel de horno o mantequilla y harina, y lo más importante lo espolvoreamos con 50 g de azúcar blanca o moreno (se la restamos a los 200 g).
Lavamos las ciruelas y sin pelar las partimos por la mitad y quitamos el hueso. Las colocamos en el molde del bizcocho, sobre la azúcar, con la parte abierta hacia abajo, es decir, se tiene que ver la parte redondeada y con piel.

Mezclamos en un bol el azúcar y la ralladura de limón, y como siempre os digo si la trituras con ayuda de un robot de cocina nos quedará un azúcar glas aromatizada al limón que dará a nuestro bizcocho un sabor de escándalo. Añadimos los huevos y batimos unos minutos, después agregamos la leche y aceite y batimos de nuevos durante unos minutos.
Por otro lado mezclamos con la harina el impulsor y la añadimos cernida, con ayuda de un colador grande, a la mezcla anterior. Mezclar bien hasta obtener una mezcla homogénea. Ponemos en el molde sobre las ciruelas.

Horneamos unos 30 o 40 minutos a 180ºC, retiramos del horno y reposamos unos 5 minutos. Desmoldamos en caliente, si alguna ciruela se despista, no pasa nada, se vuelve a colocar. 
Este bizcocho está buenísimo caliente y cada ración acompañado de una bola de helado, en esta ocasión vainilla o nata será la mejor opción pero podéis elegir sabor a vuestro gusto. También se puede tomar templado o frío, como no.

Recordar que podemos sustituir las ciruelas por albaricoques y el resultado es igualmente fantástico. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario